La Consejera de Educación cántabra hará pública la semana que viene una orden por la cual se incluirá la asignatura de globofléxia como optativa desde el primer curso de la E.S.O hasta segundo de Bachillerato.

Esta disciplina no cuenta aún con docentes titulados en Cantabria pero se abrirá de forma urgente una bolsa de trabajo a la que podrán optar aspirantes de todo el territorio español. Las titulaciones que habilitan el acceso son Relaciones Laborales, Licenciatura en Derecho y Reflexología Podal, aunque el abanico se ampliará si fuera necesario.

Marina Lombó, o como se la conoce en Cantabria, «la Ayuso del Norte», siempre ha sido una acérrima defensora de esta actividad y no ha cejado hasta su inclusión en el currículo: “La globofléxia debe tener su sitio en la carga lectiva. Creo que es una apuesta de futuro y que puede proporcionar a nuestros jóvenes la tan anhelada salida laboral; y si hay que quitar ginasia o música se quita, que ya bastantes payasadas hacen en los colegios”. Según la férrea dirigente “los globofexores (sic) son profesionales dignos y trabajadores, como los negros o los gays. Te hacen en un minuto una espada, un pájaro, un perro o un objeto con forma fálica; a mi el otro día me regalaron un dildo que da gloria verlo”

La apertura de la bolsa de trabajo será inminente y se podrá acceder a ella a través de Educantabria y las páginas web de los sindicatos del ramo.