Suspendida la gira de Rozalén por doble luxación de codo de su intérprete de signos

Aciagos tiempos para la cantante Rozalén. Esta mañana ha suspendido su gira-presentación de su nuevo disco “Dos arrobas de rimel y una canción”. La cantante albaceteña había preparado concienzudamente su vuelta a los escenarios tras la obligada parada por la pandemia. Sin embargo pocos podían imaginar que el infortunio se encontraba dentro de su banda.

Por todos es conocido que Mª de los Ángeles Rozalén Ortuño lleva en sus conciertos a un extraordinario elenco de músicos, a medio camino entre el rock, el zíngaro-pop y la zarzuela, así como a Belén Romero, una intérprete de signos. Esta mujer es la encargada, de manera cautelar, de traducir al lenguaje de signos los versos de la cantautora; de esta manera, la media docena larga de sordos que de promedio acuden a sus conciertos por año, pueden disfrutar de las hermosas composiciones de la manchega.

Los signos expresan donde la palabra no llega

Hace unos días el grupo se encontraba ensayando “Los Artistas”, un tema cuya letra es larguísima y no tiene pausas, muy exigente a nivel técnico-gestual. De pronto Romero sufrió una luxación cúbito-humeral, seguido de fuertes dolores, dejando ambos antebrazos inermes.

Este contratiempo imposibilita la movilidad funcional del miembro y “deja coja a la banda” de un pilar esencial. La baja de Belén supone decir adiós a la temporada, anular la gira por Asia Central y un terrible aislamiento social al no poder comunicarse con nadie.