La mejor noticia de la Navidad tras el mensaje del Rey

«En Madrid no te cruzarás con tu antigua pareja, pero a los niños perdidos se los acaba encontrando», ha declarado la presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

Finalmente, tras cincuenta y nueve años sin conocer su paradero, Chencho ha aparecido. El pequeño de los Cebrián ha sido encontrado en las inmediaciones de Almazán, ileso y con claros síntomas de desorientación. Hemos de remontarnos a la Navidad de 1962, cuando su abuelo llevó al pequeño al mercado de la Plaza Mayor de Madrid. Al cabo de unos minutos el niño desapareció, o eso dice su abuelo. A partir de ahí se perdió la pista del perillán de La Gran Familia. Hasta ayer.

Los allegados no han querido dar explicaciones de lo sucedido, pero sí ha trascendido la preocupación que desde entonce arrastra el abuelo, de 132 años, ya que el pequeño guardaba consigo las pastillas para la garganta .

En todo este tiempo Chencho ha visto cambiar España, pero lo que más le llama la atención, dice, es la libertad para tomar cañas.